TERCER DIA EN LA ILHA

TERCER DIA EN LA ILHA

EL AVENTURA DE LAS ENTRERVISTAS

29 julio 20014

Esta manana alarma a las 7 nos vestimos y fuimos a buscar agua a la casa de la vecina gorda con barba que tiene una hija que vive en italia.

Despues limpiamos, arreglamos cosas en casa preparamos en desayuno, encendemos el fuego para hervir el agua para el the y nos ponemos en la playa delante de casa a hacer ejercicios.

Después llego su amigo Herminio que venia a desayunar con nosotras; después me puse a pensar las preguntas para hacer a las familias de los niños que que Eduardo curò; unas pequeñas entrevistas.

Mientras tanto por aquí arreglaban cosas para la casa. A la hora de comer llegaron la madre de Cristina, su amiga brasileña y las chicas españolas.

Comimos en la escueliña mirando el mar unas lentejas y arroz cocinado por su madre. Después charlamos y reordenamos las cosas de la escualiña.

Luego nos fuimos a la Ilha y buscamos a Eduardo para la cita. Cristina no podía acompañaros asi que me fui sola con el.

LAS PRIMERAS ENTRERVISTAS

Mi informante, es muy tímido, reservado y la conversación va medio medio porque no nos entendemos perfectamente, por culpa de los idiomas.

La primera familia trabaja en una tienda de las que venden todo y la entrevista se realizo ahi mismo con los clientes que llegaban y con total improvisación.

Llegamos ahí con Eduardo y el les explico mas o menos lo que yo voy a hacer y me dijo pues hazle las preguntas, y ahí mismo de pie, sin ningún tipo de confianza, tranquilidad, ni tacto, hice algunas preguntas y obtuve algunas respuesta y nos fuimos.

La entrevista mas corta de la historia;

Nos fuimos a otra casa con un niño que había tenido la misma enfermedad del primero.

La segunda era una casa en la ilha osea en la ciudad, entramos y toda la familia estaba mirando la tele, en una costruccion vieja y derrumbada.

Eduardo se puse a explicar algo al padre de la familia y al final se levantò y se acercò a nosotros para que (siempre de pie ) pudiera poner mi móvil para grabar la entervista.

Esta entrevista también fue super rapida.

REFLEXIONES

En los dos caso Eduardo me hizo hablar con el padre de familia, fue raro, fue extraño, no hubo privacy, ni tiempo para coger confianza entre las dos partes;

hice preguntas y obtuve respuestas, pero no hize las preguntas que quería, no lleguè a los temas que quería y sobre todo no hice las entrevistas en la situación tranquila y relajada que queria, pero bueno, fue un salto en la vida de familias que han tenidos enfermos hace poco y fue interesante.

El padre que tiene la tienda puedo volver a verlo cuando quiero y hacerle mas preguntas; pero lo que me interesa mas son los pacientes en si, no tanto los que le están alrededor.

Luego Eduardo tuvo que irse al trabajo y yo fui a buscar a Cristina con la cual hicimos recados, nos fuimos al banco, donde no había dinero, a comprar la electricidad, a ver una amiga de Tanzania que acaba de volver con su nuevo bebe, chica muy amable, con dos hijas, un bebe super gracioso, una casa muy  arabe, conducen una vida apartada de la sociedad de aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *